No hay comentarios

¿Porque los Judíos son tan prósperos?

¡Conoce los secretos para que los Judíos sean tan prósperos y ponlos en práctica!

Los judíos se han caracterizado por ser tan prósperos, destacándose por ser grandes comerciantes y empresarios. Casos como los de Calvin Klein, Ralph Laurent o para no ir tan lejos los exitosos centros comerciales de Panama y ciudades iconos llaman la atención.

Se calcula que hay unos 13,75 millones de judíos en el mundo, de los cuales 7,26 millones están esparcidos por el resto del planeta, debido a la migración de esta etnia inicialmente a Europa y de allí a Norteamérica y el resto del mundo.

Lo que cabe destacar es que como los Judíos siendo una minoría no sólo se han destacado como exitosos empresarios sino como brillantes científicos, artistas, filósofos, economistas, políticos, escritores, entre otras ramas del conocimiento.

El éxito Judío al negocio de la usura, es decir, el ejercicio de prestar dinero a altas tasas de interés, gracias a esto se califican a este pueblo de avaros y codiciosos, sin un interés mayor que generar utilidades para sí mismos a costa de los demás.

Afirmaciones como estas carecen de todo sentido y profundidad, de cómo un grupo étnico ha logrado tanto en tan diversos lugares y economías y llegué a la conclusión que el éxito Judío radica simplemente en la conexión profunda de su doctrina teológica y como la aplican en todas las áreas de la vida, entre ellas el hacer negocios.

Claves para el éxito:

  • El conocimiento es pilar fundamental de todo judío, no sólo de sus libros sagrados y sus tradiciones, sino de la preparación universitaria no judía en todos los campos del conocimiento. Por ejemplo, se dice que un 87% de la población Judía en los Estados Unidos llega a la Universidad, mientras sólo un 40% de la población que no lo es lo alcanza. Para los Judíos, tener educación y pensamiento crítico es riqueza que se puede llevar donde quiera que estén.
  • Ser emprendedor en lugar de ser empleado está profundamente arraigado en la cultura Judía, quizás influido por su misma historia como pueblo migrante en constante movimiento desde tiempos bíblicos hasta hoy. De hecho, uno de los principios enseñados en el antiguo testamento era permanecer unidos como nación y como raza, evitando depender de los pueblos a donde llegaban. Un inmigrante es una persona sin dinero en búsqueda de oportunidades. Una nación de inmigrantes es una nación de emprendedores.
  • La diligencia, El trabajo duro, el ahorro y la inversión son principios vitales para los judíos. Están convencidos que trabajar diligentemente traerá frutos y que para crecer es vital ahorrar y reinvertir lo ahorrado: Una tercera parte en tierras, otra tercera parte en negocios y una tercera parte en liquidez. Para ellos, trabajar para solo acumular en el banco no tiene sentido, mientras que invertir lo ven como una oportunidad para ayudar con empleo a los demás y servir mejor a Dios.
  • Vivir con frugalidad vivir por debajo de sus posibilidades económicas.
  • Tratar a los empleados con justicia, pagándoles lo justo y de manera puntual.
  • Tratar a los demás como les gustaría ser tratados. En los negocios, no solo es vender, son las relaciones de largo plazo y creen que el buen trato en los negocios es la fórmula para lograrlo.
  • Ser honesto con los demás y mantener una buena reputación a la hora de hacer negocios. En las enseñanzas dicen “Tendrán balanzas calibradas y utilizarán pesos correctos” “No pongas un obstáculo delante de un ciego” “Si los malos supieran lo buen negocio que es ser bueno, serían buenos, aunque solo fuera por negocio” ¿Qué tal esta frase?
  • Se debe ser humilde, alentar y aceptar la crítica, evitando caer en el orgullo de creer que se tienen todas las respuestas. “Quien ama la instrucción ama el conocimiento, pero quien odia la corrección es un tonto”.

La cultura Judía tiene una clara posición en contra de las deudas, pues son conscientes de la esclavitud que estas generan. El deudor es esclavo del acreedor. Por esta razón difícilmente podrás encontrar un judío inundado en deudas, pues no las necesitan.

Además de su cultura, educación y fuertes principios, que si los aplicas te darán muy buenos resultados, la razón más importante de su prosperidad es ser la nación escogida por Dios, a quién le plació poner sobre sí una bendición especial. No hay una nación en la tierra que haya sido tan perseguida pero a la vez tan bendecida y defendida y para mí esta es la prueba del favor especial de Dios para con ellos.

WhatsApp Contáctanos por WhatsApp